NADA QUE PROBAR.

 NADA QUE PROBAR.
by

“No devolviendo mal por mal, ni maldición por maldición, sino por el contrario, bendiciendo, sabiendo que fuisteis llamados para que heredaseis bendición”

1 Pedro 3:9 

Hace unos 35 años mi padre y un amigo salieron de viaje hacia Mexico en dos motocicletas Tryumph, miles de kilometros recorridos en un viaje sin precedente; mi padre aun no ejercía el ministerio del pastorado, aun no había tenido mi padre el privilegio de ser por Dios llamado a una nueva vida por medio de la fe en Cristo.

Su apodo o nombre de pila era TOBY, razón por la cual en su vida ministerial le conocieron todos como el “Hermano Toby”por le personaje de las caricaturas de la época; Ricardo es el nombre del amigo de mi padre, un hombre muy trabajador y por la vida bendecido, el es financieramente hablando muy prospero y bendecido, a pesar de ello conserva la humildad que por siempre le ha caracterizado.

Es piloto desde hace 54 años, con mas de 6,000 horas de experiencia en vuelo; platicamos este pasado martes de las experiencias vividas a lo largo de su vida como piloto, padre, esposo y hombre de negocios y por su puesto de su viaje con mi padre a Mexico hace mas de 35 años atrás; esto nos llevó a un punto en la platica donde el a su edad me dijo:

“A ESTA EDAD NO TENGO NADA QUE PROBARLE A NADIE””.

Esas palabras las tengo en mi mente revoloteando, esto por una simple razón; cuando has nacido de nuevo y Dios te ha perdonado de tus pecados, cuando la sangre de Cristo  ha cubierto y hecho una nueva criatura, no tienes nada que probarle a nadie, será Dios quien dará testimonio de tu persona al mundo, será su Espiritu Santo quien mostrará tus frutos, o sea, tu nuevo nacimiento a la familia de Dios.

Muchos no te creerán, otros dudarán, otros te criticarán, pero de algo estoy seguro; ninguno de ellos podrá borrar lo que Dios ha hecho en ti por medio de su perdón, ninguno podrá probar que no eres un hijo de Dios, redimido, perdonado, santificado, nadie podrá negar que eres una nueva criatura ya que todo esto es un don de Dios para todo aquel que en Él cree.

No desgastes tus energías queriendo probar algo que Dios ya decreto en su inmensa misericordia y amor, no pierdas tus fuerzas respondiendo a un necio; la Biblia nos dice que debemos responder al necio según su necedad y no morder el anzuelo de la critica o envidia. Recuerda  que después de lo que Dios hizo por ti, ya no tienes nada que probar a nadie.

Los frutos de tu nuevo nacimiento serán la muestra que has cambiado de vida, los frutos serán la evidencia de tu nueva vida en Cristo, serán la muestra del amor de Dios en ti y por ti.

Recuerda tu no tienes nada que probar a nadie, enfoca tus esfuerzos en dar a conocer el perdon de Dios y no en intentar convencer a los necios de tu cambio de vida.

“Mirad cuál amor nos ha dado el Padre, para que seamos LLAMADOS hijos de Dios; por esto el mundo no nos conoce, porque no le conoció a él” 1 Juan 3:1 

Sonríe y disfruta que no tienes nada que probarle a nadie, ha sido Dios, ha sido su amor, ha sido su perdón.

Sonríe, Dios te ama.

share

Recommended Posts